La lutería

La lutería es la evolución de una parte de la ebanistería enfocada a la elaboración de instrumentos musicales, siendo necesario un conocimiento exhaustivo de maderas, técnicas ebanistas, carpinteras y complementos para conseguir la manufactura de piezas muy precisas de forma que se logre la sonoridad y la belleza de una pieza musical única.

  • El lutier maneja diferentes oficios dentro del gremio de la madera (carpintería, marquetería, talla, torneado, taracea, barnizado, etc.) y busca la excelencia en la sonoridad, la calidad y el diseño. La maestría del lutier es adquirida con la práctica y la transferencia del conocimiento a través de sus maestros en los talleres tradicionales.
  • El lutier innova, y en su medida, inventa con arreglo a las demandas, necesidades y caprichos de la música. La carpintería es el gremio u oficio que trabaja la madera en la construcción y en mobiliario (vigas, techumbres, encofrados, puertas, ventanas, etc.); la ebanistería se especializa en la elaboración de muebles de alta calidad.
  • El lutier atesora el conocimiento de carpintería y ebanistería y aplica nuevas técnicas y el conocimiento de las características acústicas de la madera para la elaboración de instrumentos musicales.

El conocimiento anatómico (estructural y fisiológico) de las maderas permite al lutier la elección de la mejor materia prima para la creación de un instrumento musical.

Un maestro lutier conoce cuáles son las características de las maderas, no sólo como especie, sino también su disposición en el árbol. Desde el inicio el lutier selecciona o dirige el corte de ese árbol para obtener la pieza de madera que utilizará posteriormente: qué tipo de corte es el adecuado (longitudinal, radial o transversal), su homogeneidad, el grano, la textura…, siempre piensa si dará el soporte estructural y la resistencia deseada, o la belleza posterior como consecuencia de la elección del veteado, dibujo o tono de la pieza. Cada pieza es única, todas son diferentes. El lutier busca contrastes o tonalidades que, manteniendo las cualidades de su función, queden integradas dentro de una obra de arte. Por ejemplo, un mástil tiene que ser rígido, estable y resistente con cualidades probadas para mantener la tensión, disposición y vibración de las cuerdas, pero para un suelo el lutier puede buscar un dibujo único creado por la propia naturaleza; a veces lo encuentra en las taras que hacen más hermosa una pieza, esta tara puede ser como consecuencia del ataque de un hongo o la presencia de un nudo o una fibra revirada que se manifiesta en forma de campo o dibujo complejo que hace que cada pieza de belleza excepcional.

0

Comience a escribir y presione Enter para buscar